Hipódromo de la Zarzuela: un día en las carreras

hipodromo04Hoy os proponemos un plan distinto para toda la familia: una jornada en el Hipódromo. Y no hace falta que seas aficionado al turf (así llaman los entendidos a las carreras) para ir. Basta con que te gusten los animales (¿a quién no le gustan los caballos?), la arquitectura (el Hipódromo de la Zarzuela está declarado Bien de Interés Cultural) o la gastronomía (su restaurante cuenta con una estrella Michelín), para pasar un día diferente.

Acaba de empezar la temporada de carreras y, ahora que empieza a lucir el sol, se trata de una buena opción si quieres pasar un día diferente al aire libre en un espacio único lleno de historia, anécdotas y cultura.

Caballos, gastronomía y arquitectura
Entrar solo cuesta 5 euros y puedes danzar por allí todo el rato que quieras. Disfrutar de las carreras desde sus preciosas gradas, tomar un cocktail en su exclusiva terraza o probar suerte en las apuestas. Además, si vas con niños, disfrutarán muchísimo viendo los caballos correr. Seguro que no te arrepientes.

hipodromo03Los arquitectos Carlos Arniches, Martín Domínguez y el ingeniero Eduardo Torroja fueron los encargados de diseñar el hipódromo, allá por la década de los 30. La característica más destacada de la construcción es su tribuna, realizada con láminas de hormigón armado en forma de hiperboloides. Con una sorprendente solución técnica, la marquesina vuela casi trece metros. Solo por verla, ya merece la pena la visita.

Y tú, ¿te animas a pasar un día en las carreras?

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s